miércoles, 13 de noviembre de 2013

Y

Y se me hiela la sangre.

Y me arde el corazón.

Y se me mueven las tripas.

Y se me entre corta el respirar.

Y se me acelera el pulso.

Y se para frente a mí.

Y no quiero que te vayas.
No quiero que te vayas nunca.
No quiero saber qué pasa, no me importa.
No me importan.

Y tú,
lo sabes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada